Tu usuario o correo electrónico:
¿Ya tienes una cuenta?
¿Olvidaste tu contraseña?
  • Inicia Sesión o Regístrate

    • El uso de potenciómetros de tono y volumen en tu guitarra I Flipboard

      vaya guitarron...-guitar-science2.jpg
      Guitar & Gear Science

      Por Manuel Baez.
      Publicado originalmente el 13/03/2016

      Existen muchos y muy diversos artículos sobre los controles de tono y volumen desde el punto de vista técnico en las diferentes guitarras (logarítmicos, lineales...), pero la realidad es que los guitarristas no suelen estar interesados en la parte técnica, sino en la práctica, aunque procuraremos cubrir diferentes espacios, como siempre hacemos. La realidad es que conocer el componente técnico está muy bien, pero, ¿cómo afectan los controles de tono y volúmen a mi sonido? ¿Sirven para algo?

      En una serie de 3 artículos, 2 en texto (uno para volúmen y otro para tono) y otro en video, procuraremos mostrarte cómo afectan estos controles a nuestro sonido y qué utilidades reales tienen.
      Hoy, comenzaremos con una explicación general y hablaremos de aplicaciones del control de volúmen.


      • ¿Qué son los controles de tono y volúmen?


      Sin entrar en tecnicismos, y hablando en un lenguaje sencillo y claro, el control de volúmen controla el flujo de salida o señal que sale desde las pastillas. Abierto al máximo permite que la señal (traducida en volumen) salga completamente, mientras que al reducir el valor del potenciómetro limitamos la cantidad de salida de las pastillas, reduciendo por tanto el nivel de entrada que llega al equipo de amplificación que utilizamos. Es decir, el nivel 10 sería el nivel normal de salida de las pastillas, mientras que a niveles más bajos, disminuiríamos o recortaríamos ganancia, lo cual se traduce también en un cambio de timbre en muchos casos, mientras que en otros, afecta más bien al volúmen, pero no tanto al timbre.

      El control de tono
      tiene mucho que ver con el brillo del sonido, las frecuencias más agudas encargadas muchas veces de realzar los llamados enarmónicos, que son frecuencias que tienen que ver con elementos como la percusividad de la púa y los sonidos más agudos. Al contrario de lo que podría pensar mucha gente, los controles de tono no actúan aumentando las frecuencias agudas, sino recortándolas. La posición natural del control de tono sería con éste al máximo nivel. De esta forma, permitimos que el sonido de las pastillas se corresponda con la realidad, sin recortar agudos.
      En cambio, cuando bajamos el volumen, recortamos determinadas frecuencias restándole brillo a nuestro sonido. Podríamos decir que es un atenuador de la ecualización natural en frecuencias medias y agudas.
      Por lo tanto, no debemos confundir estos controles con los boosters de tono (o tono activo) y los boosters de volúmen. Que en este artículo nos referiremos a los controles de tono y volumen tradicionales.


      • Usos y utilidades del control de volúmen


      El control de volumen
      , generalmente infrautilizado por los guitarristas, puede convertir nuestra guitarra o nuestro amplificador en una herramienta con una paleta de sonidos muy superior. Si bien es cierto que guitarras con pastillas activas suelen responder menos a los cambios de volumen en lo que respecta al timbre y mejor en cuanto a mantener el sonido sin alterar, y que los amplificadores de transistores y la mayor parte de los amplificadores y previos de modelado tampoco responden igual que los equipos valvulares o los equipos de modulación de alta gama, esta herramienta sigue siendo igualmente válida en cualquier guitarra de gama media, alta o inclusive baja. Salvando las distancias.

      Por ejemplo, podemos utilizar un sonido levemente saturado, típico del blues, y bajar el volumen de nuestra guitarra haciendo que el sonido sea más cristalino, limpio y sin saturación, y probablemente reduciendo determinadas frecuencias extremas. Esto se puede hacer para pasar de un pasaje con un sonido más propio de rock, blues -por ejemplo- a otro en el que pretendamos hacer arpegios, acordes o imitar el sonido de una guitarra acústica. Por norma general, bajar el potenciómetro del volumen siempre hará que el sonido sea más delgado, con menos presencia y por lo tanto más neutro.
      Algo similar ocurre cuando utilizamos un sonido con overdrive o distorsión, más propio del rock y el hard rock. Al bajar el volumen obtendremos un sonido con menor ganancia, menos potente y compacto, pero crujiente y más similar a la saturación natural de un amplificador. En el caso de utilizar distorsiones extremas, al bajar el volumen podemos llegar incluso hasta un nivel que corresponda más con el clásico overdrive, con un sonido "roto".

      Pero vayamos más allá. ¿Por qué empezar siempre un tema con el potenciómetro del volumen al máximo? Podríamos darle la vuelta a la tortilla en el caso de no disponer de más de un par de canales en un amplificador. Si sólo contamos con un canal limpio y otro con distorsión u overdrive, podríamos utilizar nuestro potenciómetro para simular un tercer canal. Bastaría con bajar el volumen hasta un punto en el que el canal de distorsión sonase como un canal saturado o de simple overdrive. De esta forma, al subir el volumen aumentaría la sensación de distorsión para realizar solos o pasajes con sonidos más pesados. Para realizar una operación de este tipo, sería recomendable no bajar excesivamente el volumen, sólo un par de puntos, para que nuestro sonido no sea excesivamente delgado, y la señal de salida de las pastillas sean lo suficientemente nítidas y altas como para no perder pegada.

      Algo similar ocurriría con el canal en limpio. En lugar de tener los controles simplemente para hacer limpios cristalinos, comenzar con un volumen recortado permitiría que la configuración del amplificador tuviera unos limpios más altos para alcanzar un punto de saturación, o simplemente para jugar con la sensación de volumen y disponer de limpios más altos y más bajos.


      • Potes logarítimos frente a lineales.


      Los potenciómetros lineales, como su propio nombre indica, hacen que la bajada del volúmen sea lineal, como una recta en un eje de vaya guitarron...-potenciometro-curvas.jpgcoordenadas. En cambio, los potenciómetros logarítmicos (y los antilogarítmicos, que funcionarían a la inversa) funcionan con "saltos", y pueden pasar de valores muy bajos a valores muy altos en poco tiempo. Esta es una explicación reduccionista, pero efectiva. Sin embargo, la percepción humana (que no la respuesta de válvulas, ojo), no funciona así. Para nosotros, aumentar poco a poco el volúmen hace que al principio notemos muchísima diferencia (lineales) y poca al final, como si hubiéramos subido una salvajada al principio, y luego apenas cambiara (un pote lineal del 5 al 10 en un ampli a transistores genera poca diferencia, igual que en equipos de modelado).
      En cambio, en los logarítmicos, la subida al principio es similar a la lineal (para que "notemos esa subida", mientras que luego se dispara, compensando esa característica de percepción auditiva. Digamos que si tú entras en un aeropuerto y escuchas un avión que produce mucho sonido, no vas a notar una diferencia brutal respecto a otro que produce mucho más, porque los dos te parecerán atronadores.

      En cuanto a que los potes logarítmicos sólo valen para pasar de "0 a 100", y los lineales permiten modular el sonido poco a poco, no es cierto por esa cuestión. Un potenciómetro logarítmico sube o baja más radicalmente el volúmen en último tramo (si el valor es del 0 al 10, del 5 al 10 aumenta muchísimo, mientras que de 0 a 5 se nota menos), por lo que son ideales para realizar recortes de volúmen percibido, efecto violín, etc, pues compensan la percepción auditiva. Curiosamente, es la percepción de que el volúmen sube de forma más lineal. Contradictorio, pero cierto.
      En un lineal, la bajada o subida de volúmen es más predecible y controlable, pero en un valvular o un modelado que imite la respuesta de un valvular, permite que el sonido explote poco a poco y nos da más juego; pero un logarítmico no pasa de la nada al todo. Simplemente, a partir de la mitad aproximadamente, hay que ser más suaves subiendo o bajando porque afecta más a la pérdida de ganancia. Cada uno sirve para una cosa. Yo recomiendo el logarítmico si quieres hacer juegos de volúmen y el lineal si quieres pasar de una distor a un crunch o de un crunch a un limpio.


      • Conclusión


      Como veis, estas estrategias permiten huír del arquetípico uso del control de volumen y sacar partido a nuestro equipo. Simplemente hay que probar el nivel de respuesta de nuestra guitarra o guitarras con los diferentes amplificadores y memorizar cuándo esos niveles se adecúan a nuestros intereses o generan sonidos diferentes a los que estamos acostumbrados. Con el mismo canal y variando el volumen podemos lograr un sonido de limpios delgados y cristalinos, un sonido de limpios con una mayor presencia de graves, y un sonido saturado en un amplificador de válvulas o ciertos equipos de modelado, mientras que en un equipo de transistores podemos "romper" el limpio si nos están microfoneando o subir y bajar volumen para diferentes secciones. Lo mismo ocurre con las distorsiones. Saturación con volúmenes muy bajos, pero no la misma saturación que nos daría un booster sobre un limpio, pues lo que hacemos no es aumentar frecuencias al subir el volúmen, sino reducirlas.

      En definitiva, si piensas que el control de volumen de tu guitarra no sirve para nada, quizás es porque no has explorado el sinfín de posibilidades que éste te brinda. Experimenta, disfruta y no tengas miedo a bajar del 10.

      Comentarios de Facebook



      Comentarios 1 Comentario
      1. Avatar de Ejfalla
        Ejfalla -
        Una muestra de lo que puedes conseguir jugando con los potes de tono.
        El clásico 'woman tone' de Clapton
        Activa la pastilla del mástil, gira el pote de esa pastilla a cero. Dale al volumen de la pastilla del mástil.

    • Quizás te pueda interesar...


    Sobre GuitarBend
    Magazine Musical, Academia de Guitarra, Red de Músicos, Blogs, fotografía de concierto y foro de Guitarra por y para los guitarristas profesionales y amateurs.

    GuitarBend.com es un Magazine y red de guitarristas y músicos integral dedicada a nuestra mayor pasión: la música.
    Nuestros colaboradores:

    Colaboradores de GuitarBEND.com: Barbarella Vinyls Podcasts

    GuitarBEND.com © since 2014.
    GuitarBEND.com 2016 ©