Este es el refrán que se suele usar cuando la gente culpa a los objetos materiales de su imposibilidad de hacer algo, ya sea una guitarra, un coche, una moto, un pincel o cualquier tipo de trabajo manual. A continuación el maestro Joe Satriani lo ilustra perfectamente en un vídeo casero que desconocemos quien lo grabó, pero parece que sería algún conocido, vecino o algo de Joe que fue a su casa, porque en el vídeo comenta que usó su guitarra, amplificador y efectos, y no unos a los que está acostumbrado Joe, usa un equipo muy barato, la típica guitarra strat de imitación y un amplificador que podría tener cualquier chaval joven que empieza a tocar en casa.

- Guitarrra: Pignose strat (imitación de Fender Stratocaster, es una guitarra de gama baja y económica, con pastillas simples)
- Amplificador: Peavey Backstage 30 (viejo amplificador de transistores de 30W de finales de los años 70 usado normalmente para practicar y aprender)
- Efectos: Digitech RP200 (multiefectos de gama de entrada, económica, se puede encontrar usadas por 60-70€ y usada generalmente por principiantes o gente que usa sólo para practicar en casa)

Y el resultado es este: